LO ARTÍCULOS MAS LEIDOS

7 de marzo de 2011

La GRAN MURALLA CHINA 漢語拼音

Por: Felipe Argote



Foto: Daniel Argote
La única construcción humana que puede verse desde la luna. Eso afirmaba en 1938 un escritor nacido en 1900 llamado Richard Halliburton, en su libro “Second Book of Marvels”. Este autor está muy relacionado con nuestro país, ya que fue el mismo que en agosto de 1929 cruzó a nado el Canal de Panamá, pagando como peaje por el volumen de agua desplazado la suma de $0.36, treinta y seis centavos de dólar. Halliburton desapareció en 1939 en medio del mar mientras pretendía cumplir la hazaña de cruzar el océano pacifico en 1939 desde Hong Kong a San Francisco California en un junco chino llamado Dragón del Mar.

Richard Halliburton cruzando el canal de Panama
Este aventurero y escritor fue el primero en asegurar que la Gran muralla china podía verse desde la luna. En la misma época “Aunque usted no lo crea de Ripley” aseguraba lo mismo. Luego el astronauta norteamericano William Pogue, quien trabajo en el skylab en 1973, le pareció ver la gran muralla desde el laboratorio espacial. Finalmente el senador republicano Jake Garn subido al espacio por la NASA como un payload specialist afirmó haber visto la gran muralla desde el espacio en 1985.

El taikonauta chino Yang Liwei
La polémica de si es o no posible ver la gran muralla china la cerró el astronauta chino Yang Liwei (杨利伟) primer taikonauta chino (astronauta para los norteamericanos y cosmonauta para los rusos). Nacido en 1965 y cuya formación es de piloto de combate, Yang, quien fue lanzado por el cohete denominado larga marcha 2F desde Jiuquan al norte de China, dio catorce vueltas al planeta a trescientos cuarenta kilómetros de altura en octubre de 2003. Esto convirtió a China en el tercer país, luego de Estados Unidos y Rusia, en colocar un hombre en el espacio. Pues el célebre taikonauta afirmó taxativamente luego de su vuelo en la capsula Shenzhou 5 que la gran muralla no era en absoluto posible verla desde el espacio.

Foto: Daniel Argote
Con una longitud calculada en ocho mil ochocientos cincuenta y dos kilómetros y entre seis y siete metros de ancho la gran muralla culebrea entre valles y montañas desde el norte de Corea hasta el desierto de Gobi en Mongolia Interior.

Esta maravilla del mundo fue Iniciada en el siglo V a.C. cuando el estado de Qi comienza a construir un muro para defenderse de los ataques de los pueblos del norte y de sus propios vecinos. De estos muros quedan aun levantadas algunas partes. Un siglo después los estados de Wei, Yan y Zhao iniciaron también la construcción de muros. La técnica era simple: apisonar tierra mediante juntas de madera que luego eran extraídas.

Foto: Daniel Argote
Esto fue el inicio de un proceso que se cumplió veintiún siglos después, en el siglo XVI, para repeler los ataques de mongoles y manchurrios. Durante los veintiún siglos que duró su construcción se calcula que murieron diez millones de trabajadores. Una leyenda es que fueron enterrados en la misma muralla. Realmente fueron enterrados en sus inmediaciones.

La segunda fase de su construcción fue en 221 a.C. cuando Qin Shi Huang 秦始皇 el primer emperador de una China unificada inicia la dinastía Quin y ordena construir un muro más allá del rio amarillo y conectar las fortificaciones ya existentes en el norte del imperio.

Luego durante el gobierno del emperador Han Wudi en 129 a.C. la muralla fue reconstruida y varias partes fueron conectadas además de extenderla hacia lo que luego se convertiría en la llamada “ruta de la seda” por donde se trasladaba a Europa la finísima seda procedente de China, cuya producción era un secreto para los occidentales. Ahora sabemos que el gusano de la seda, que solo se reproduce en China, era la fuente de este tejido tan apreciado por los europeos desde los tiempos de Roma.

En el 21 d. C. el emperador Guang Wudi ordenó la construcción de cuatro nuevos muros para contener las invasiones de los Xiongnu quienes atacaban desde el norte de China.

No hubo grandes avances hasta que gobernó la dinastía Ming, quien desarrolló construcciones más fuertes con el uso de ladrillos y piedra, especialmente cerca de Beijing a partir de 1449.

La parte de la gran muralla erguida en Badalaing es una de las más visitadas actualmente por los turistas debido a que queda apenas a una hora de Beijing, la capital de China que se denomino así desde el siglo XV, para luego cambiarse el nombre a Pekín en 1928 y luego del triunfo de la revolución encabezada por Mao Tse Tung se regresó al nombre original de Beijing en 1949.

Si te pareció interesante, te recomiendo:
 LOS EDIFICIOS MAS ALTOS DEL MUNDO
http://www.elblogdefelipeargote.net/2012/05/los-edificios-mas-altos-del-muindo.html
JAMBALAYA!
http://www.elblogdefelipeargote.net/2011/10/jambalaya.html
EL COMETA HALLEY
http://elblogdefelipeargote.blogspot.com/2010/12/el-cometa-halley.html
A SETECIENTOS METROS BAJO TIERRA
http://elblogdefelipeargote.blogspot.com/2010/09/por-felipe-argote-luego-de-17-dias-de.html
VOLCANES
http://elblogdefelipeargote.blogspot.com/2009/11/volcanes.html
EL KILIMANJARO: UNA MONTAÑA NEVADA EN MEDIO DEL AFRICA
http://elblogdefelipeargote.blogspot.com/2009/12/por-felipe-argote-la-leyenda-de-una.html

1 comentario:

  1. Muy interesante Polli, como nos tenés acostumbrados. Gracias por ilustrarnos en estos temas.

    ResponderEliminar